IMPLANTOLOGÍA

La implantología es la ciencia que estudia los implantes dentales, después de una amplia investigación cinetífica, se ha dado la evidencia de que estos son la mejor solución para la sustitución permanente de los dientes ausentes. Han hecho posible conseguir resultados fiables que proporcionan una gran mejora estética y funcional al paciente.

El implante dental es un tornillo de titanio que es acceptado por el organismo/s cómo una cosa propia. De esta manera, el hueso crece rápidamente alrededor de él, produciéndose una unión estable y duradera.

Para conseguir la reposición de un diente mediante un implante, hay que colocar el tornillo de titanio en el hueso. Sobre el implante se coloca una corona de cerámica, en la mayoría de los casos, o de resina según el caso.

Los implantes pueden sustituir un solo diente, algunos o todos.

Actualmente y en ocasiones que lo permiten, se puede colocar el implante y el diente el mismo día de la cirugía. Esto es lo que llamamos la técnica de implante inmediato.

Hoy en día con las técnicas de regeneración ósea existentes (elevación del seno maxilar, aumento del reborde alveolar, preservación del alveolo) podemos poner implantes dentales prácticamente en todos los casos obteniendo resultados estéticos y seguros.

Los implantes dentales tienen muchas ventajas en comparación con las soluciones tradicionales de coronas, puentes y prótesis removibles:

– Los implantes dentales se asemejan, en función y estética, en los dientes naturales.

– Los dientes de alrededor no son dañados por servir de apoyo a la nueva prótesis.

– La colocación de implantes en el hueso evita la reducción ósea que se produce tras la pérdida de los dientes.

– Es considera un tractament definitiu.